Las encías sangrantes pueden ser una señal de peligro

Publicado en » Salud
octubre 22, 2016
A las: 7:04 AM

Aunque muchas personas piensan que es normal el sangrado de las encías al cepillarse los dientes, esto puede ser un indicativo de enfermedades bucales.

De hecho cuando nuestras encías sangran quiere decir que se encuentran inflamadas por una u otra razón, la más común es la enfermedad conocida como gingivitis, la cual es padecida por millones de personas en el mundo y es ocasionada principalmente por el acumulo de placa bacteriana causado por una mala técnica de cepillado.

En algunas ocasiones las encías sangran cuando cepillamos nuestros dientes, en otras lo hacen de manera espontánea sin la menor provocación. Esto obedece a diversas causas:

En los casos más simples, el sangrado puede deberse a una mala técnica de cepillado dental y/o a un cepillado demasiado enérgico, pero en otros casos, más complejos desde luego, puede deberse a circunstancias que van desde una enfermedad inflamatoria de las encías (gingivitis) hasta una enfermedad degenerativa y progresiva de las encías y el hueso que aloja a los dientes (periodontitis).

Estos problemas generalmente son pasados por alto ya que rara vez van acompañados de dolor.

9 razones por las que sangran las encías
Falta de higiene bucal: Luego de 36 horas de no cepillarte los dientes de forma adecuada, puede comenzar a desarrollarse el proceso que desencadenará el sangrado de encías. Por eso es vital cepillarse los dientes 3 veces por día y utilizar hilo dental Mala alimentación: si no te alimentas de forma correcta, entonces los tejidos blandos de la boca se tornaran débiles, corriendo más riesgos de padecer afecciones bucales debido a la carencia de vitaminas y nutrientes esenciales. Fumar: el tabaco ocasiona la inflmación de las encías, lo que genera el sangrado de las encías. Además promueve la aparición de manchas en los dientes, y potencia el riesgo de desarrollar enfermedades bucales. Genetica: las personas cuyos familiares han padecido de encías sangrantes, tienen un 35% más de probabilidades de padecer de ésta y otras enfermedades bucales. Embarazo: durante el embarazo, la mitad de las mujeres sufren de gingivitis. Si padeces de sangrado de las encías antes de embarazarte, debes comunicarlo al odontólogo para que tome las medidas oportunas y así reducir el riesgo de preeclampsia y parto prematuro.

Lea también:  Covid-19: Más de 5.5 millones de personas han fallecido en el mundo por el virus

Falta de higiene bucal: Luego de 36 horas de no cepillarte los dientes de forma adecuada, puede comenzar a desarrollarse el proceso que desencadenará el sangrado de encías. Por eso es vital cepillarse los dientes 3 veces por día y utilizar hilo dental

Falta de higiene bucal: Luego de 36 horas de no cepillarte los dientes de forma adecuada, puede comenzar a desarrollarse el proceso que desencadenará el sangrado de encías. Por eso es vital cepillarse los dientes 3 veces por día y utilizar hilo dental

Mala alimentación: si no te alimentas de forma correcta, entonces los tejidos blandos de la boca se tornaran débiles, corriendo más riesgos de padecer afecciones bucales debido a la carencia de vitaminas y nutrientes esenciales.

Fumar: el tabaco ocasiona la inflmación de las encías, lo que genera el sangrado de las encías. Además promueve la aparición de manchas en los dientes, y potencia el riesgo de desarrollar enfermedades bucales.

Genetica: las personas cuyos familiares han padecido de encías sangrantes, tienen un 35% más de probabilidades de padecer de ésta y otras enfermedades bucales.

Embarazo: durante el embarazo, la mitad de las mujeres sufren de gingivitis. Si padeces de sangrado de las encías antes de embarazarte, debes comunicarlo al odontólogo para que tome las medidas oportunas y así reducir el riesgo de preeclampsia y parto prematuro.

Estrés está demostrado que el padecer estrés de forma prolongada baja las defensas del sistema inmunitario, por lo que los tejidos de la boca se ven afectados.


terra.com

Comenta esta noticia

Noticiascol.com tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que publicamos. Lo invitamos a que participe en un debate abierto y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.