¿Por qué hay pocos ciclistas profesionales negros?

Publicado en » Ciencia
noviembre 8, 2016
A las: 5:34 AM

Ningún estudio científico relevante afirma que las personas de piel oscura estén menos dotadas para el ciclismo profesional. Sí hay investigaciones que apuntan a variantes genéticas que posicionarían a los atletas procedentes de África Occidental por delante de los de otros lugares en el atletismo de velocidad. Pero ni siquiera eso explicaría que un país como Jamaica genere tantos grandes velocistas; sería obviar la enorme inversión en infraestructuras y en capital humano que la isla caribeña lleva haciendo durante décadas.

La escasísima presencia de corredores negros en la historia del ciclismo se debe a razones socioeconómicas y culturales. Este deporte exige cierta inversión que no está –ni ha estado– al alcance de los jóvenes de muchos países africanos. A eso habría que sumar aspectos como el clima, la orografía o la ausencia de carreteras en condiciones. Además, muchos de los negros de los países desarrollados han visto en la bicicleta un símbolo de pobreza y marginación.

Atrás quedan esos días en los que, cuando alguien sacaba este debate, otro aludía a Marshall Taylor, el Ciclón Negro, un ciclista estadounidense de color que maravilló al mundo a finales del siglo XIX, aunque fue tratado como una atracción circense.

Las cosas están cambiando poco a poco: en 2011, el Tour de Francia acogió a su primer participante negro, Yohann Gène, francés de la isla de Guadalupe. Un año después, el eritreo Daniel Teklehaymanot inauguró la misma estadística en la Vuelta Ciclista a España.Teklehaymanot también fue noticia en el Tour de Francia 2015, al enfundarse por un día el maillot de lunares de rey de la montaña.

Hoy ya no son excepción los jóvenes africanos que ganan pruebas sub-23, lo que anuncia su inminente explosión. Como predijo el pentacampeón del Tour Bernard Hinault: «Los africanos son los próximos colombianos».


muyinteresante

Comenta esta noticia

Noticiascol.com tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que publicamos. Lo invitamos a que participe en un debate abierto y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.